01
May

¿Conoces cuál es el estilo que se adapta al giro de tu empresa?

De la vista nace el amor, en este caso tu oficina será  esa extensión que demostrará  la personalidad, compromiso y seriedad de tu empresa; una primera impresión que todo cliente potencial (aunque lo niegue) creará, buena o mala dependerá de que también hayas definido el estilo que embona perfectamente con la identidad o giro a la que tu negocio se dedica.

Definir el estilo de la oficina conlleva beneficios directos, tanto para el administrador como para la empresa, todo mundo busca un lugar con presencia y excelencia de imagen.

Hoy en día una oficina va más allá de simples escritorios sillas y computadoras, el Confort es clave para cubrir las expectativas de los clientes crear atmósferas que sean remansas para los sentidos pero que al mismo tiempo sean funcionales y cubran las necesidades de la compañía.

Sí estás dudando en la forma de como está decorado tu espacio o pretendes renovar  tu oficina. Nosotros te enseñamos 6 diferentes estilos de los cuales puedes  inspirarte y dejar volar tu imaginación.

Estilo clásico

Este estilo se utiliza en muchas oficinas que tienen años en el mercado y donde regularmente trabajan altos ejecutivos relacionados con temas de abogacía o negocios de la “vieja escuela”.

En estas oficinas predomina la elegancia,  sofisticadas y los accesorios le proporcionan una distinción. Cuadros y/o esculturas que reflejan el interés por el arte, al mismo tiempo se puede incluir vegetación en el lugar, esto dará un toque natural.

Éste estilo, cuida el detalle de los accesorios sobre el escritorio y muebles, debe tener armonía con el resto de la oficina, desde cuidar el color en las cortinas, la pared y alfombra hasta lograr la combinación con el color de los muebles, que regularmente son tipo barroco y están llenos de detalles.Éste tipo de oficina clásica es un estilo serio, sencillo y formal.

Estilo moderno

Entre los estilos de oficinas este es de los más vistosos. Muchas empresas en su intento de renovar y entrar al mundo globalizado deciden apostar a este estilo, mismo que aún está vigente, pero con algunos accesorios extra.

Se caracteriza por ir en contra de lo cotidiano, es decir; muebles, distribución de espacio, accesorios que son originales y distintos a otras oficinas (sencillos y geométricos), además, existe libertad de combinación de colores.

Entre sus principales características es que busca contribuir al ahorro de energía, aprovechando la luz natural y disminuyendo el uso de luz artificial.

 

Estilo minimalista

Este estilo Se diferencia ligeramente del anterior, principalmente por el uso de color y paleta básica el blanco para contrastar con un color fuerte, tenue o negro. El estilo busca tener una perspectiva futurista, clara, serena y simple. Existen pocos accesorios y cuando los hay son sencillos y tienen que ir acorde al diseño.

Por otro lado,  los muebles que se utilizan son ergonómicos, además de proporcionar comodidad y beneficiar a la postura de las personas, son de un excelente diseño que combinan con las paredes y accesorios.

Estilo Shabby Chic

El estilo Shabby Chic, hace una mezcla de elementos antiguos con modernos algo (vintage). Los colores que utiliza es el blanco como base y los colores pasteles predominan  en muebles, cortinas y accesorios.

Las oficinas estilo Shabby Chic son informales y femeninas, esto permite elegir telas con estampado para los cojines de las sillas y otros accesorios.

Un aspecto importante de este tipo de oficinas es que al utilizar una mezcla de estilos antiguos y modernos, pueden utilizar elementos reciclados y por lo tanto son ideales para aquellos empresarios que están iniciando su negocio.

Estilo Industrial

Estas oficinas manejan un estilo muy arriesgado, la idea es ofrecer una connotación urbana. Gran parte del diseño esta hecho de hierro, acero, madera, objetos reciclados y en ocasiones  un toque envejecido con carácter que da un ambiente industrial.

Los colores que predominan en estas oficinas son neutros, negro, blanco, café y gris; colores  que combinan con  muebles que es su mayoría son de acero o madera.  Este estilo es recomendable para administradores de empresas que están relacionadas con la transformación de materia.

 

Estilo Coworking

Además de ser un estilo de oficina que ya es tendencia desde el pasado 2016, es una oficina que muchos administradores les gustará, sobre todo porque combina un estilo moderno y minimalista.

Este estilo es libre en el sentido de colores y muebles, aunado a esto, el espacio es compartido, es decir, no existe división entre cada oficina, solo se cuenta con espacios privados para una reunión. Los espacios son abiertos con la finalidad de trabajar en colaboración con otros empleados.

Regularmente este tipo de oficinas apoya el trabajo en equipo, las islas están equipadas con lo necesario para que cada persona trabaje con su propia computadora. Tienen pocos accesorios pero no por ello desmejora la calidad de su trabajo, ni arriesga la comodidad del administrador.

Entre los estilos de oficinas más populares sobresale el Coworking, porque  será buscada por aquellos futuros administradores, no cabe duda que a este tipo de personas les sentara de maravilla un tipo de oficinas así.

Definir cuantos estilos de oficinas existen es complicado, cada día surgen tendencias que transforman el trabajo en las empresas, pero siempre habrá opciones para que tu espacio de trabajo este bien equilibrado con el giro de tu empresa.

Compártenos tu opinión acerca de este escrito y si ya tienes una oficina con un estilo definido, platica tu experiencia con todos nosotros.